Relato diario como sustitutivo temporal del asesinato (3 de 5) – Las bonitas amistades

Mejor Por Acumulación.
Ese es nuestro lema. ¿No siempre quieres padecer de Intensidad, verdad? La intensidad puede ser un arma de doble filo. El arma de doble filo de las relaciones, de todos los tipos de relaciones. Todos los habituales de nuestro centro lo saben. ¿Quieres tener amigos o quieres tener problemas? ¿En qué momento los amigos de distintos sexos son algo más y la cosa se complica? ¿Quieres más definición?, ¿clasificar tus relaciones como es debido? Para eso tendrás que venir a nuestro centro, pero aquí y ahora te daremos algunas de las claves de nuestra filosofía.
Aunque pueda sonar frío, debes ver a las personas como fases potenciales. A veces tendrás que superar una fase. Tendrás que marcarte objetivos y poner a cada cual en su sitio. Recuerda que los grandes hitos en términos sentimentales pueden acabar muy mal. Nosotros somos partidarios de las redes sociales. Sumas amigos, alertas te avisan, eliges o eliminas con un click, puedes evitar fácilmente a quien quieras; da igual lo que haya habido antes entre vosotros, si esa persona comienza a ser una molestia para ti, tienes varias opciones.
Una de ellas es eliminarla, claro; pero si lo que quieres es llevar a cabo un modo de actuación suave de separación (o incluso tener a alguien en una posición de reserva), lo mejor es ignorar, pero con clase, ofreces un saludo de vez en cuando…, juegas tus cartas de formalismo y buena educación… Sonará como suene, pero lo único que hemos hecho en este centro es ordenar y clasificar los mejores métodos conocidos para que todo el mundo tenga a su disposición un modus operandi más académico y organizado con el que gestionar los sentimientos y evitar los daños personales, así como los ajenos (al menos cuando hay remedio).
En el MPA tenemos, como nosotros lo llamamos, diversos procesos aconsejados. A continuación pasaremos a describir uno de ellos como ejemplo.
Esto es lo que llamamos Omisión por Alusión. Las redes sociales son ideales para llevar a cabo el plan, sí, pero también puede funcionar por teléfono y hasta de cuerpo presente. Todo depende del grado de unión que haya entre las dos personas.
Si eres tú la que se encuentra en esa incómoda posición de querer librarte de alguien sin dañarlo, o al menos de un modo gradual, la práctica de Omisión por Alusión es una de las estratagemas más inconscientemente practicadas, y que en el MPA hemos querido convertir en conocimiento escrito y oral para toda persona que acuda a nosotros y se encuentre en según qué tesitura. La opción consiste en la idea de atenuación de la relación. Lo que haces es bajar el volumen sentimental. Comenzáis a trataros menos, porque comienzas a tratar menos a esa persona. Ella lo notará, pero tú la saludarás un día y preguntarás cómo le va. Sonreirás. Así esa persona creerá que sigues interesándote por ella, y que simplemente has estado ocupado en otros asuntos. Eso te dará tiempo e incluso una buena excusa. No es que ya no quieras tratar con ella, es que eres una persona ocupada, con mucho trabajo, mucha vida social, muchos quehaceres en general. Esa carta deberás jugarla durante un tiempo; pero debes tener en cuenta que la otra persona se olerá tarde o temprano que la evitas. Vale, en ese instante, cuando ya te hayan dado a entender que pareces huir de esa relación, lo que debes hacer es mantenerte en tus trece. Saludarás de modo puntual. Incluso aumentarás un poco la frecuencia. Debes conseguir, o al menos intentarlo, que esa persona vuelva a creer que no pasas de ella, que solo era tu ajetreada vida, y que la valoras igual que antes y que para nada es un estorbo para ti. No es fácil, pero mucha gente, de ese modo inconsciente comentado (a veces incluso planeado), lo ha hecho en el pasado. Miles de relaciones de amistad se han roto –o llevado al plano suplente– con éxito. El siguiente paso, cuando hayas conseguido volver a ganarte mínimamente a esa persona, consiste en el desgaste. Volverás a pasar de vez en cuando varios días o hasta semanas sin decirle nada. De este modo, ella empezará a cansarse de ti, sea como sea, ya sea porque estás ocupado o porque pasas de ella: la clave está en que eso comenzará a darle igual. Así, le habrás pasado la pelota. Tu última jugada, será la de saludar un día y, tarde o temprano, recibir la respuesta crispada de quien no puede tolerar tu ritmo de vida, de quien no te comprende, etc. De esta forma, podrás alegar no solo que tú intentabas mantener la relación en pie pese a todas tus ocupaciones o motivos, sino que al final fue la otra persona la que comenzó a pasar y hartarse de ti. Así, ¿cómo podías seguir con esa amistad?…
(Nota: Si en cambio lo que querías era relegar a esa persona a la suplencia por el motivo que fuere, aun pasado mucho tiempo, y aprovechando que ella nunca quiso en realidad distanciamiento alguno, seguro podrás volver a recuperarla si ese es tu deseo.)

Sé lo que podríais estar pensando, ¿qué pasa si en lugar de ser quien abandona, eres el abandonado?, ¿no es sucio ese proceso? Lo cierto es que aun siendo el abandonado, nadie quiere seguir con una relación en la que se ha convertido en un estorbo, sea por lo que sea. A la larga nadie quiere que le eviten como a un apestado. El hecho de que la relación se corte, ya sea de un modo más brusco o con alguno de nuestros métodos, es un alivio al final tanto para el que abandona como para el abandonado.

En el MPA no solo entendemos a quienes acuden a nuestros servicios, sino que además tenemos un plan para acomodar el tipo de amistad que creemos más sólido, menos dañino, y a la larga, esperamos también, más sincero.
Mejor Por Acumulación. Así lo llamamos. Es algo cada vez más practicado. Esto vuelve a estar basado en un estudio de la realidad. El proceso disminuye la Intensidad e individualidad de las relaciones, pero eso se compensa con Cantidad (de amigos, claro). Todo el proceso, con sus cimientos en la redes sociales y un estudio psicológico del comportamiento de más de mil universitarios testados (una de las fases de edad más inestables), nos lleva a conclusiones fascinantes. Conclusiones que nos ayudarán a dar un sentido, prácticamente un número incluido en un apartado para cada relación que tengamos: y que tendrá como objetivo acabar situándolas a todas en nada más que dos niveles tajantemente claros y exentos de ambigüedades. Amistad y/o Noviazgo.
Es emocionante, pero esto es solo el principio. Todo lo que hay y lo que viene, será expuesto con meticulosidad a cada nuevo integrante de algo que ya llamamos a veces «nuestro movimiento». Si creías que tu vida sentimental tenía que ser un caos tarde o temprano por ley de vida, es que aún no has visitado nuestras instalaciones. Lo daremos todo por las bonitas amistades.

pijos

Anuncios

2 comentarios en “Relato diario como sustitutivo temporal del asesinato (3 de 5) – Las bonitas amistades

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s