Cuentos para niños para adultos (4 de 5) – (Título del cuento aquí)

Estrella nació en un sosegado invierno de su (nombre de alguna ciudad aquí) natal. No recuerda nada de sus primeros años, pero está convencida de que recibió todo el amor que un bebé necesita. Sus recuerdos más claros comienzan entre niños en una clase. Recuerda haberse enamorado de (nombre de niño aquí), él la cogía de la mano, a veces incluso la besaba en la mejilla. Sus profesores eran cuidadosos y competentes. Cuando sus padres iban a recogerla y se interesaban por lo que había hecho ese día, se daba cuenta de que había aprendido multitud de cosas, todas gracias a los educadores. Los padres tenían una relación cordial con ellos, y se sentía siempre arropada. Tenía libertad para experimentar, aunque con límites que ella entendía, y en casa jugaba y hacía los deberes con deleite infantil. Se iba siempre a dormir cuando papá se lo pedía, aunque a veces podía quedarse cinco minutos más. Luego dormía sus once horas cada noche, despertaba fresca y a punto, y en el colegio volvía a aprender cada día cosas nuevas y emocionantes.
Llegando a la adolescencia, sus notas eran ejemplares. Era un aprendizaje constante. Ella sabía que estaba preparándose para el futuro. Su ilusión era tener una casita algún día, hijos, y dos coches, uno para ella y otro para su futuro marido. Estaba dispuesta a luchar por eso, y sabía que todos la apoyarían; era aplicada, esforzada, sabía que no debía quejarse, y que tenía que escuchar y hacer caso a aquellos que la cuidaban y velaban por ella.
Cuando tuvo su primer novio oficial, fue como en una nube durante meses. Le quería y él la quería, ambos lo verbalizaban sin vergüenza y por eso era un amor real. Al acabar la relación un día de modo amistoso y por mutuo acuerdo, sonrió y se complació de haber tenido ya su primer novio.
Con su segundo novio tuvo sexo por primera vez. Él también la quería, era algo que le decía constantemente. Y al acabar la relación otro día de mutuo acuerdo también, ella pensó aliviada: bien, ya he tenido sexo.
Después de haber estado con (nombre de primer novio aquí) y (primera experiencia sexual), superó con Nota la etapa del instituto y se decidió por la carrera de (nombre de la carrera aquí); se dejó asesorar, y según la oferta laboral, era un camino lleno de posibilidades. Seguía siendo una estudiante aplicada y sacrificada. Sus padres estaban orgullosos de ella. Durante esa etapa tuvo otro novio. El novio con el que más tiempo duró. Al acabar la carrera cortaron de forma amistosa. Dicho novio volvió a su ciudad natal, y ambos quedaron satisfechos con el aprendizaje emocional y la experiencia.
Cada bache posterior a la hora de buscar un trabajo adecuado a su formación, estaba trufado de buenas lecciones vitales y sí, también de enriquecedor fortalecimiento. Cuando consiguió su primer trabajo, llegaba cada tarde algo estresada a casa, a veces con dolor de cabeza después desempeñar su profesión, pero satisfecha por la labor bien hecha. Ya se sentía como una mujer madura.
A sus (edad aquí) años conoció a otro chico que la quería, y ambos se sentían cómodos juntos. Comenzaron a salir y compartían intereses. Ambos tenían una visión clara de futuro, y la compartían. Estrella tenía como modelo a sus padres, y esa era la vida que quería construir para sí misma. Una familia. No le importaba que no sonara moderno. Era una una chica aplicada y nunca se desvió del camino. Se lo merecía.
Cuando llevaba dos años y medio de relación con (nombre de novio serio aquí), ambos decidieron buscar un piso, una casa, el nido en el que compartir este viaje llamado vida. Se servían de apoyo mutuo y se llevaban entre algodones el uno al otro. Ella adoraba a los padres de él y él era como un hijo para los padres de ella. Él había estudiado (nombre de las dos carreras aquí), y era viajado y deportista, un experto en (dos deportes de riesgo aquí), y un gran aficionado al excursionismo y la buena comida.
Todo estaba funcionando para Estrella a pedir de boca. Una vez instalados en un piso del que se sentían orgullosos, comenzaron a paladear los placeres de la rutina conyugal. La convivencia era suave y sin demasiados altibajos: el uno cuidaba del otro. Los viernes por la noche se quedaban en casa, los sábados salían a tomar algo, los domingos iban al cine. Y cada vez que tenían más de dos días libres salían con el coche a realizar algún pequeño viaje o afrontar excursiones programadas. Solían quedar también con otras parejas, y comentaban con cómica autocrítica las pequeñas desavenencias conyugales. Tenían sexo al menos (número de coitos aquí) a la semana, y los domingos después del cine y una cena económica, se centraban charlando tranquilamente –aunque con cierto tono de natural desespero– de lo que les deparaban sus empleos al día siguiente.
Esa rutina se alargó durante (número de años aquí) años.
El primer hijo llegó un año después de la boda. Reunieron a los padres de ambos y les dieron la noticia. Estalló la alegría… La madre de Estrella le dijo a su hija: “Lo sabía, te veía una mirada distinta.”
Fue un niño, y sus primeros años fue el centro absoluto de la familia. El centro del mundo. En el colegio era un calco de su madre. Papá y Mamá siempre sufrían por él. Mamá descubrió, no sin cierto desconcierto, que nunca había sufrido así por nadie ni nada, aunque nunca lo verbalizó en voz alta; era natural, era su hijo, pero por algún motivo le parecía inapropiado.
Una noche, en la cama, en la oscuridad, antes de que el día se durmiera, y como en un acceso repentino no carente de ansia, dijo: “Creo que me voy a apuntar a un grupo de lectura por las tardes…”. Luego, a la espera, escuchó un ronquido como respuesta, y descartó de inmediato la idea.

Anuncios

3 comentarios en “Cuentos para niños para adultos (4 de 5) – (Título del cuento aquí)

  1. Te lo digo desde la parte final del cuento: eres demoledor, danos un respiro.

    Es magnífico. Uno de los mejores que recuerdo haberte leído.

    Posible fe de erratas: donde dice (primera experiencia sexual), ¿no debería decir (nombre del novio con el que tuvo su primera experiencia sexual aquí) o algo por el estilo?

    1. Bueno, he puesto primera experiencia sexual en cuanto a que ese rasgo es el que define esa relación, el más importante para el personaje, porque todo se reduce a su “camino a la madurez”, sus “logros”, etc.

      Gracias por seguir leyendo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s